Derrame Cerebral

derrame-cerebral

 

El derrame cerebral puede ocurrir debido a la reducción en el flujo sanguíneo y el transporte de oxígeno al cerebro después de la oclusión arterial (trombo ó émbolo), espasmo arterial, ruptura de vasos (aneurisma, hipertensión) o cambios en la viscosidad de la sangre.

Las manifestaciones del derrame cerebral, dependiendo de la localización del daño neurálgico pueden ser:

  • Parálisis (Hemiplejía, Paraplejia).
  • Parálisis parcial.
  • Espasmos, flacidez o debilidad muscular.
  • Dificultad para caminar y balanceo.
  • Dificultad intelectual y cognoscitiva (pensamiento, entendimiento, etc.).
  • Dificultad para hablar.
  • Disturbio de la memoria (Demencia Vascular).
  • Debilitación de la sensibilidad.
  • Disfunción de la vejiga e intestinos.
  • Disminución o pérdida de apetito sexual.

La OHB previene el daño cerebral a futuro mejorando la oxigenación cerebral curando el edema cerebral y la inflamación neuronal.

La OHB previene la formación de coágulos de sangre reduciendo la viscosidad y la agregación plaquetería.

El éxito de OHB después del derrame o en la etapa crónica se debe a lo siguiente:

  • Reduce la posibilidad de derrames recurrentes.
  • Alivia los espasmos musculares y aumenta la fuerza muscular.
  • Mejora la movilidad y la función motora.
  • Mejora el balance al caminar.
  • Incrementa la capacidad de ejercitarse.
  • Mejora la sensibilidad.
  • Mejora las funciones mentales incluyendo el habla.
  • Mejora la memoria.
  • Mejora el control del intestino y la vejiga. 

ventas-camaras   curacion-heridas